Por qué el balonmano es uno de los deportes más completos

No solo sirve para trabajar todos los grupos musculares; la combinación de velocidad, trabajo en equipo, técnica y estrategia lo convierte en una excelente opción deportiva

Por qué el balonmano es uno de los deportes más completos

No solo sirve para trabajar todos los grupos musculares; la combinación de velocidad, trabajo en equipo, técnica y estrategia lo convierte en una excelente opción deportiva

Cuando hablamos de ‘deportes completos’ en los que se pueda trabajar íntegramente el cuerpo, casi siempre tendemos a pensar en la natación. Pero hay otras alternativas, igualmente eficaces, para conseguir resultados en todos los grupos musculares. Entre ellas, destaca el balonmano.

Es posible que pienses que se trata de un deporte reciente, pero lo cierto es que solo es así en su versión más moderna. En realidad, durante miles de años se han practicado diferentes formas de balonmano en equipo; de hecho, las pinturas en las paredes de las tumbas en Saqqara, en el Antiguo Egipto, representan a hombres y mujeres jugando una versión primitiva de este deporte. También era popular en la Antigua Grecia, y Homero lo menciona en La Odisea bajo el nombre de Urania. El Imperio Romano también era aficionado a este deporte, al que llamaban Harpaston.

¿Por qué decimos que se trata de un deporte muy completo? Porque su entrenamiento proporciona un importante aumento de la agilidad, así como del volumen de la musculatura, tanto de brazos y tronco como de los miembros inferiores. Asimismo, es beneficioso para el sistema cardiovascular y el circulatorio, y a nivel psicoemocional incrementa el trabajo en equipo, el desarrollo de lógicas estratégicas, la velocidad mental, la empatía y la solidaridad.

El Europeo masculino de balonmano se disputa estos días en Alemania y especialistas de Quirónsalud, como proveedor médico Ooicial de la Real Federación Española de Balonmano, nos explican los principales beneficios que tiene para nuestra salud la práctica de este deporte. “Es un deporte perfecto para desarrollar diferentes grupos musculares del cuerpo. Por un lado, necesitamos de la parte superior (tronco y brazos) para los lanzamientos, y la zona inferior para saltar con potencia. También desarrollamos la fuerza, la resistencia y la flexibilidad”, explica el doctor César Flores Lozano, especialista en traumatología de Olympia Quirónsalud, “pero, además, al tratarse de un deporte de equipo, es también importante a nivel mental y grupal”.

Otro aspecto a destacar es que el balonmano requiere una gran concentración y toma de decisiones rápidas, lo que estimula el cerebro y mejora la capacidad de atención. Además, al ser un deporte de contacto, fortalece los huesos y mejora la densidad ósea, lo que previene enfermedades como la osteoporosis.

Múltiples beneficios

Con los calentamientos adecuados y cuidándonos de las lesiones, el balonmano nos permitirá fortalecer nuestras articulaciones. Todas ellas entran en juego en los diferentes momentos de un partido, por lo que iremos construyendo todo nuestro cuerpo de manera conjunta conforme mejoramos nuestra técnica.

“También veremos una importante mejora en la coordinación ojo – mano”, continúa el especialista; “al prestar atención al juego y trasladar la información a nuestros brazos, mejoraremos en el aspecto psicomotriz y desarrollaremos una mayor velocidad mental. De hecho, por eso es tan buen deporte para los niños”.

Por supuesto, como cualquier ejercicio cardiovascular, tendrá un impacto muy positivo en nuestro corazón y nuestro sistema circulatorio. Estaremos en todo momento activos, con picos de intensidad muy altos cuando nos toque actuar y con otros momentos de ‘calma activa’ mientras esperamos la jugada.

También conviene tener en cuenta que los deportes de equipo siempre son buena opción porque amplían el campo de beneficios al de los valores. En este sentido, en balonmano, la generosidad, la solidaridad y la empatía están por encima del individualismo. Un solo jugador no puede hacer nada sin su equipo. Hay que ser una piña. Además, es necesario estar compenetrado y coordinarse, aspectos que refuerzan los valores comentados.

En conclusión, el balonmano es un deporte completo y apasionante que combina velocidad, trabajo en equipo, técnica y estrategia. Para disfrutar de este deporte, no hace falta ser experto, basta con tener ganas de divertirse y jugar en equipo.

Idiomas